No todos esperan al papa

Se habla mucho de la llegada del Papa, unos en contra, otros a favor. España es un país aconfesional, en teoría, pero se gastan un porrón de millones para recibir al Papa, de las arcas públicas, y no de otras religiones, o en la declaración de la renta puedes señalar dar una parte a “obras sociales” o “iglesia católica”.

Cada día tengo más claro porque la iglesia católica está en una profunda crisis, y es por estar cada día más lejos de las demandas sociales. No puede ser llamar enfermos a aquellos que se aman siendo del mismo sexo, o que la mujer no goce de pleno derecho en la iglesia, ser sacerdote, etc… Bajo esta definición de familia que dan, ¿no hay muchas familias que no entran?
Estuve en una ocasión en una charla de Somos Iglesia-Eliza Gara, y me sorprendieron gratamente. Era gente abierta y tolerante que trabajaban por un profundo cambio en el seno de la iglesia, gente comprometida, de izquierda. Ya les había leído en el períodico en alguna ocasión. Os recomiendo leer su decálogo.

¿No cambiaría la imagen de la iglesia, y tomaría más gente parte si aceptasen este decálogo? Ala, a reflexionar el finde 😉

2 pensamientos en “No todos esperan al papa

  1. edosolo

    La actitud de la iglesia católica es penosa, pero como institución privada pueden hacer lo que quieran, ahora, que un gobierno autonómico con el dinero de los contribuyentes los patrocinen… eso ya no puede ser.

  2. Jorge

    Como bien dices, la iglesia católica, como entidad privada ( o estado soberano ) es totalmente legítima. Yo estuve viendo al papa en Valencia, con ikurriña, por supuesto.

    Vaya por delante la politización del acto, sobre todo por la propia gente que se las tiene de fieles, es muy triste que te insulte la gente por llevar la ikurriña ( y más si esa gente viene contigo desde Bilbao ). La verdad es que da para hacer un estudio psicológico y sociológico, sobre todo de personas que en cuanto salen de Euskadi, se ponen la bandera del toro ( cuando no del Aguila ), la montera, el tricornio y que se yo!

    A ver si luego escribo un post.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *